Continúan los desafíos de los tumores tipo sarcoma de tejido blando para la oncología científica

La medicina puertorriqueña se lucirá en Japón
11 marzo, 2018
Unas 25.000 personas diagnosticadas de glaucoma podrían sufrir ceguera total
12 marzo, 2018

Continúan los desafíos de los tumores tipo sarcoma de tejido blando para la oncología científica

Por: Belinda Zorielie Burgos González
Agencia Latina de Medicina y Salud Pública

Los sarcomas continúan constituyendo un desafío clínico para la oncología clínica y sobre todo, la medicina primaria, pues estos tumores de tejido blando podrían pasar desapercibidos al ser unas patologías que no presentan dolor y en su mayoría, se comportan de manera agresiva.

Se tratan de tumores raros que pueden invadir el hueso o los tejidos blandos del cuerpo, como el cartílago, grasa, músculos, tejido fibroso, entre otros.

“Precisamente el reto está en el diagnóstico tardío. Se trata de una enfermedad agresiva, tu no le puedes dar tiempo. Lamentablemente el sarcoma, si no puedes operarlo o resecarlo, y no tiene un tratamiento de radioterapia o quimioterapia, no tiene el éxito que nosotros queremos. Interesantemente es un tumor que puede tener baja agresividad, o una agresividad directa contrario a los otros tumores sólidos que nosotros evaluamos”, explicó a este medio la doctora Lourdes Feliciano, oncóloga.

Asimismo sostuvo que son pocos los estudios científicos que existen sobre el tumor.

“Etiológicamente y científicamente no existe mucha información sobre estos tumores porque son pocos los casos, pero al llegar tan avanzados, no tenemos población para estudiar”, añadió.

Indicó que a nivel de los Estados Unidos existen alrededor de 12 mil pacientes diagnosticados con sarcomas y que su mortalidad es una alta en comparación con otros tumores oncológicos.

Enfatizó en la necesidad de que tanto los pacientes como los médicos no ignoren el resurgimiento de masas en distintas áreas del cuerpo, como por ejemplo las piernas, pues podrían tratarse de este tipo de malignidades.

Se trata de olaratumab, que funge como bloqueador del factor de crecimiento derivado de plaquetas (PDGF) al que la FDA le dio una aprobación acelerada en octubre del año pasado por su alta respuesta clínica para con estos pacientes, en combinación con la terapia tradicional Adriamycin, tal cual lo reseñó este medio en exclusiva el año pasado.

“Esto nos ha dado nuevas esperanzas. Con el tratamiento tradicional (Adriamycin) la mediana de sobrevida era de 14.7 meses, mientras que en combinación con este nuevo medicamento se duplica a 26.5 meses. Es una gran respuesta clínica para tumores metastásicos de este tipo (sarcomas de tejido blando)”, explicó a este medio el doctor Luis Delgado, oncólogo.

“Ha sido una gran revolución en términos de que nos ha permitido rescatar la extremidad de los pacientes y librarlos de la amputación por la significativa reducción del tamaño del tumor, pues podemos optar solo por una resección local. Estos pacientes, dependiendo el tamaño del tumor, tienen que ser amputados”, manifestó por su parte el José Juan Bibiloni Rodríguez, cirujano ortopeda quien fue parte del primer caso del paciente que recibió esta terapia en Puerto Rico.

Más allá, la doctora Feliciano describió que “estamos en una era bonita de la oncología, donde muchos agentes terapéuticos y a base de inmunoterapia están dando alentadores resultados”.

Más de esta historia en el siguiente video:

Send this to a friend